Las Charcas Temporales de Los Cerros

Las charcas temporales son un ecosistema clave en Los Cerros de Alcalá, pues permiten la reproducción de anfibios como el Sapo Corredor (Epidalea calamita), el sapillo moteado (Pelodytes punctatus) o el Sapo Común (Bufo bufo). Se forma en zonas bajas del Parque como consecuencia de intensas lluvias, y gracias a los terrenos arcillos característicos de este espacio natural, la lámina de agua queda retenida durante días hasta que desaparece por evaporación. Ese efímero periodo debe ser aprovechado por los anfibios para la reproducción, puesta de sus huevos y desarrollo de los renacuajos.

Gracias a la participación conjunta de la Fundación Telefónica, el Ayto. de Alcalá de Henares, el asesoramiento de los Técnico y Agentes forestales de la Comunidad de Madrid, y asociaciones como Scout Calasanz-Val (Alcalá de Henares), GN Medio Ambiente ha mejorado el entorno de algunas charcas, mediante la profundicación de ciertas zonas para minimizar la evaporación del agua, la revegetación de bordes, colocación de elementos de refugio (rocas) para los renacuajos y retirada de residuos.